Bilbao Basket: Impacto socio-económico

Isabel Iturbe, actual presidenta del Bilbao Basket ofreció la conferencia titulada “Bilbao Basket: impacto socio-económico”. La antigua alumna del Máster en Dirección y Gestión de Empresas – Executive MBA expuso la situación del Bilbao Basket al mismo tiempo que mostró la parte oculta para muchos del baloncesto. Esta conferencia tuvo lugar en el último encuentro con las empresas organizado por el Máster en Dirección y Gestión de Empresas – Executive MBA y el Máster en Marketing y Dirección Comercial de la UPV/EHU y se puede ver íntegra haciendo click aquí.

Isabel empezó hablando de la temporada 2014/2015, en la que el Bilbao Basket se encontraba en una situación de inquietud, impagos y tensión. A partir de ahí, solo quedaba “ir buscando palancas para tirar para adelante”. Tras un análisis detallado llevaron a cabo un reajuste de ingresos y gastos. El reto se apoyaba en tener un equipo de élite en Bizkaia que se pudiera sostener. 

Bilbao Basket está posicionado como uno de los clubs de baloncesto con mayor masa social y más fiel, lo que representa una vía de comunicación potente con la sociedad de Bizkaia. Asimismo, el impacto en la televisión supone que la notoriedad de los patrocinadores de Bilbao y Bizkaia se amplifique considerablemente. Su presencia en redes sociales se considera bastante significativa con más de 150.000 seguidores, lo que le convierte en uno de los equipos punteros. 

El Bilbao Basket es también una herramienta educativa y formativa, así como altavoz para la difusión de la cultura vasca y sus valores. De esta manera, cuenta con formación reglada y no reglada a entrenadores, campus y kantera BBK, formación a empresas (BB Experience), trascendencia internacional y campus bi/trilingües que fomentan la cultura vasca. 

Las actividades que se desarrollan permiten al Club no solo transmitir una imagen de tenacidad y perseverancia, sino mejorar las actitudes sociales de sus participantes mediante la inculcación de valores, fortaleciendo así el sentimiento de identidad y pertenencia único propio de la sociedad vasca. 

Asimismo, el mundo del deporte, en especial el de más alto nivel, lleva años trabajando y desarrollando habilidades como el trabajo en equipo, tolerancia a la frustración, trabajo bajo presión o gestión del estrés. Dichas habilidades se incluyen en los perfiles que el mercado laboral busca actualmente. 

Por otro lado, han creado un ecosistema único de talento, ya que con la colaboración de Kirolene se forman a futuros entrenadores que pueden llegar a ser parte de la plantilla del equipo. 

La labor del Bilbao Basket repercute directamente en Bizkaia poniendo foco en la igualdad de género, en la inclusión y en la cohesión social, generando vínculos emocionales. 

El Club afronta el reto de la igualdad de género en la sociedad a través de la práctica del deporte. Se busca el camino adecuado para luchar por la igualdad, siendo el empoderamiento a través del deporte una medida que favorece esa lucha.  Se cuenta con más de 13.000 fichas federativas de las cuales 2 de cada 3, hasta los 18 años son mujeres. 

La asociación apuesta por la inclusión de personas con discapacidad a través de la práctica del deporte, con el objetivo de ser un referente a nivel nacional. Han desarrollado un proyecto con el que han mejorado la calidad de vida de esas personas y han potenciado su participación en el ámbito del deporte, apoyándose para ello en distintas entidades y fundaciones específicas como Argia Fundazioa o Hastzen. 

Bilbao Basket también utiliza el deporte como cohesionador de la sociedad fomentando la relación entre los jóvenes y sus padres contribuyendo de esa forma a la creación de núcleos familiares fuertes. Para ello, el Club pone a disposición de su afición abonos familiares con descuentos para los miembros de una misma familia, logrando que casi el 50% de los aficionados que acuden al estadio en los días de partido lo hagan en familia. 

Por otra parte, el Bilbao Basket, a través de su estrategia de cambio climático basada en cuatro pilares fundamentales, tiene como objetivo convertirse en una comunidad sostenible. Siendo conscientes de la presión a la que se somete al medioambiente, trabajan de manera activa en la reducción de impactos sobre el mismo. Asimismo, han establecido una economía circular y se encuentran en una situación privilegiada tanto para sensibilizar a la población como para realizar eco-alianzas con diversas entidades. Gracias a su repercusión en medios, se posiciona como un socio idóneo para liderar dichos procesos. Se ha convertido en el primer Club de baloncesto a nivel estatal en ser miembro de Pacto Mundial

Esa Responsabilidad Social no la han transmitido solo hacia afuera. Con la llegada del COVID-19, fueron uno de los dos únicos equipos en no hacer ERTE. No conocían la fecha de la reanudación de la liga, pero, aún así, consideraron importante ese vínculo con las personas. También eran conscientes de que la situación podía cambiar de un día para otro y tenían que estar preparados para la reanudación de la Liga.  El Club se caracteriza por su capacidad de superación, esfuerzo y sentimiento de pertenencia; unos valores que determinan su estrategia para convertirse en un club de referencia en el plano deportivo y en la gestión y esto, entre otras cosas, se ha manifestado en su gestión de personas.

Finalmente, el Bilbao Basket cuenta con una serie de iniciativas para la innovación y el apoyo al emprendimiento que abarca desde proyectos propios hasta la promoción de ideas de las nuevas empresas del territorio. Apuesta por el networking de empresas que permite generar sinergias entre sus asociados. De la misma manera, ha desarrollado un plan de digitalización para mejorar la experiencia de los stakeholders, la comunicación y gestión interna de la entidad y gestión deportiva. Por otro lado, realiza acompañamiento y asesoramiento a emprendedores del territorio mediante un plan de mentoring, donde se comparte el conocimiento y la experiencia del Club. 

El consejo de dirección se constituye por siete personas muy diversas y transparentes. Para ellos, tener un proyecto a largo plazo una vez fortalecidos los cimientos, va a dar otro aire e imagen al equipo que tienen actualmente. “El 80% de un equipo modesto te puede hacer ganar partidos y emociones”. Eskerrik asko Isabel por tu tiempo. ¡Un placer tenerte en tu máster, esta vez como conferenciante!

Deje una respuesta

 

 

 

Puedes utilizar estos tags HTML

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>